25 mayo, 2022

Tiene Elías Beltrán pasado polémico

Entre las polémicas decisiones de Beltrán se encuentran el 'perdón' a César Duarte y negociar con un huachicolero. Foto: Especial

Abel Barajas // refroma.com

Como último responsable de la Procuraduría General de la República (PGR) en el sexenio de Enrique Peña, Alberto Elías Beltrán estuvo involucrado en casos y decisiones polémicas por las que fue denunciado.

En su contra hubo desde acusaciones de extorsión, soborno lavado y abuso de autoridad, hasta de injerencia en el proceso electoral de 2018.

Ahora, la Fiscalía General de la República lo investiga por presunto enriquecimiento ilícito de 31.7 millones de pesos entre 2014 y 2018, luego de que la Secretaría de la Función Pública (SFP) presentara una denuncia en su contra.

En ese lapso, Elías Beltrán se desempeñó como director general de la UIF y como subprocurador Jurídico y de Asuntos Internacionales de la PGR, cargo con el que se convirtió en encargado de despacho de la Procuraduría, tras la renuncia de Raúl Cervantes, en octubre de 2017.

El 8 de febrero de 2021, la SFP determinó que Elías sí presentaba un presunto incremento patrimonial que no era explicable o justificable con sus ingresos como servidor público.

‘Perdona’ a C. Duarte

El 14 marzo 2018, la PGR archivó la averiguación previa que llevaba a cabo contra el ex Gobernador de Chihuahua, César Duarte, por lavado de dinero, delito bancario y defraudación fiscal, al estimar que no existían indicios probatorios en su contra.

La Unidad Especializada en Análisis Financiero de la PGR determinó que, durante su indagatoria, no encontró elementos que acreditaran que el priista adquirió el 15 por ciento de las acciones del Banco Progreso Chihuahua, por un monto de 65 millones de pesos.

Esa investigación era la más importante que llevaba a cabo la PGR contra el ex Mandatario, ya que a nivel federal sólo había otras dos indagatorias en la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Electorales.

La decisión causó polémica, el entonces Gobernador de Chihuahua, Javier Corral, exigió la renuncia de Elías Beltrán.

Lo señala J. Duarte de extorsión

El 8 de julio de 2019, el ex Gobernador de Veracruz, Javier Duarte, afirma que pagó una “extorsión” al ex encargado de la PGR, Alberto Elías Beltrán, para que dejaran en paz a su familia y le reclasificaran el delito de delincuencia organizada, lo que implicaría conseguir una sentencia más baja.

En entrevista telefónica con REFORMA desde el Reclusorio Norte, el ex Gobernador de Veracruz, dijo que Felipe Muñoz Vázquez, quien en ese entonces había sidio titular de la Subprocuraduría de Delitos Federales, también fue beneficiario del pago.

Según Duarte, a través de un amigo en común, el ex Presidente Enrique Peña Nieto le regaló una suma de dinero para ayudarlo, porque tenía “cargos de conciencia” por la persecución que padecía.

Esos recursos, según acusó, se entregaron a su hermano Cecil Duarte en una casa de la Ciudad de México y es el mismo dinero con el que pagó la supuesta “extorsión”.

Elías Beltrán rechazó el pago y dijo que la reclasificación del delito de delincuencia organizada por el de asociación delictuosa, se realizó en un procedimiento abreviado que solicitó la propia defensa legal del ex Gobernador.

Acusa UIF lavado

El 2 julio de 2019 se dio a conocer que la Fiscalía General de la República indagaba por lavado de dinero a Elías Beltrán.

La indagatoria inició tras una querella que presentó la Unidad de Inteligencia Financiera (UIF) en su contra, por movimientos bancarios desde 2016.

La denuncia incluyó a la esposa del ex funcionario, Marcela Kuchle López, así como al menos dos razones sociales.

La querella del órgano dependiente de la Secretaría de Hacienda, fue turnada a la Unidad Especializada de Análisis Financiero, que está adscrita directamente a la oficina de la FGR.

Negocia con huachicolero

El 1 marzo 2019 se dio a conocer que en los últimos meses del sexenio de Enrique Peña, uno de los principales capos de la ordeña de gasolina en Puebla, Othón Muñoz Bravo, “El Cachetes”, negoció con la PGR -entonces a cargo de Elías Beltrán- una sentencia de sólo 3 años con 10 meses de prisión, una multa de 6 mil 416 pesos y los beneficios legales para no pisar la cárcel.

La detención ocurrió en agosto de 2017, en un operativo en el que se logró decomisar dos rifles AR15, un cuerno de chivo AK47, dos armas 9 MM, 6 vehículos blindados, metanfetaminas, cocaína, mariguana y cristal. Además, 2 gasolineras le fueron clausuradas.

Luego de algunos meses de estar encarcelado, Othón se acercó a la PGR para negociar un procedimiento abreviado en el cual ofreció declararse culpable por las armas que le aseguraron en su casa a cambio de una pena mínima.

Inhibe indagatorias

Odebrecht, la firma brasileña que admitió haber pagado millones de dólares en sobornos en siete países, acusó el 21 enero 2019 que fue víctima de una red de corrupción en México.

En una queja presentada ante la CNDH, señaló a 12 funcionarios del sexenio pasado, entre ellos los titulares de la PGR y de la Función Pública, Albero Elías Beltrán y Arely Gómez, respectivamente, de armar una estrategia para inhibir la investigación de los actos de corrupción que denunció y de los cuales sólo en México y Venezuela no ha habido sancionados.

La queja de Odebrecht fue presentada por Joao Henrique Andrade Araujo Horst, apoderado del gigante constructor brasileño.

Saca a Nieto

Trece meses antes de terminar su mandato, el 20 de octubre de 2017, Santiago Nieto fue destituido como titular de la Fiscalía Especializada para la Atención de Delitos Electorales (FEPADE), precisamente por el entonces encargado de despacho de la PGR, Alberto Elías.

Su remoción ocurrió tras manifestar públicamente que el entonces titular de Pemex, Emilio Lozoya, a quien investigaba, le había enviado una carta para exigirle un pronunciamiento público sobre su inocencia.

Para destituirlo, Elías argumentó que este tipo de declaraciones violentaban el debido proceso y el código de conducta de la PGR.

Tiempo después, Nieto reveló al diario The Wall Street Journal que había sido objeto de amenazas y un intento de soborno de parte de un funcionario de la Secretaría de Gobernación.

Exhibe a Anaya

Legisladores y líderes partidistas exigen la renuncia de Elías Beltrán como encargado de la PGR luego de que, en plena campaña electoral federal, y de manera inédita, la dependencia difundió un video de la visita de Ricardo Anaya en la SEIDO, el 25 de febrero de 2018.

En el video se apreciaba cómo el entonces titular de la Unidad Antilavado, Mauro Fernando Rodríguez, invitaba de manera informal al aspirante a rendir declaración, cuando éste acudió a preguntar si había un proceso en su contra.

La dependencia argumentó que la difusión no violaba ninguna norma y que lo hizo por “el interés público mostrado por los medios de comunicación”.

Tras la difusión del video, el equipo de campaña de la coalición “Por México al Frente” acusó a la PGR de tratar de dañar la imagen del candidato y ser la oficina de guerra sucia del PRI.

A %d blogueros les gusta esto: