25 mayo, 2022

Castigan consulta en pueblo ‘rebanado’ por AIFA

En Xaltocan, comunidad que según sus habitantes fue 'rebanada' por el AIFA, la consulta de revocación de mandato fue castigada. Foto: Alfredo Moreno

Benito Jiménez / Enviado / reforma.com

Aquí en la comunidad de Xaltocan los pobladores castigaron la revocación de mandato del Presidente Andrés Manuel López Obrador.

Este pueblo fue “rebanado” por el Aeropuerto Internacional “Felipe Ángeles”.

Sus tierras fueron mal pagadas y hasta expropiadas para ese proyecto, refieren molestos.

Ciento cuarenta hectáreas de este poblado ahora son parte de la terminal aérea.

Sobre todo donde está la estatua al general Felipe Ángeles montado a caballo, que es la puerta de entrada al edificio principal del AIFA.

Y un pedazo de la terminal de pasajeros, añaden.

“Un avión que pasa por aquí, arriba de nosotros, ve Xaltocan, bienvenidos, pero estamos abandonados con lo apalabrado, lo que se firmó no se cumplió”, dijo doña Celia. La señora que padeció polvo en sus quesadillas cuando los aviones aterrizan y que prefirió irse.

En plena efervescencia de la revocación de mandato aquí en este poblado se dispusieron dos casillas. La 3042 y la 3043, en el auditorio municipal.

Los encargados de las dos casillas tenían hambre y sed. Además aburrimiento. Los votantes no pasaron por las urnas.

“Nooo, para qué votar, mire. Ahí donde está el Caballo de Felipe Ángeles había parcelas de nosotros, y cómo las pagaron, a precio regalado”, se quejó Alejandro, un pelotero de esta comunidad. Juega en los Aztecas de Xaltocan.

La novena juega en un campo “para llorar”. Sin gradas. Sin delimitar el campo. Si hay un jonrón nadie lo marca.

“El Presidente debe saber que Xaltocan es pueblo de peloteros, lo invitamos a venir, que acá macanee, y verá una realidad, no los dieron los beneficios del AIFA, necesitamos un campo y el Presidente sabe de qué hablo”, añadió Alejandro.

En el centro de Xaltocan se remoza una plaza cívica. Unas calles que se remodelan además están en obras.

“Pero eso es como taparnos la boca, para no protestar por el aeropuerto”, dijo una policía municipal.

En las dos casillas se repartieron 4 mil boletas, informaron. Hasta las 14:00 horas las funcionarias de casillas tenían encima 3 mil 400 por repartir.

“Era lógico, nos afectó aquí, ah, si. Votan. ¿Pero quiénes votan? Las redes, de Morena, y ellos creen que controlan el pueblo”, se quejó doña Lucila, comerciante del pueblo, que presume su dedo limpio.

A %d blogueros les gusta esto: