1 julio, 2022

Revelan que alteraron escena del crimen en Aguililla

Cuando fue asesinado, Valencia tenía seis meses al frente de la Presidencia Municipal de Aguililla. Foto: Especial

Iris Velázquez // reforma.com

Al Alcalde César Valencia Caballero lo asesinaron a plena luz del día y a sus ejecutores les dio tiempo de contaminar la escena del crimen, revelaron funcionarios que colaboran en la indagatoria en Aguililla, Michoacán.

De acuerdo con fuentes cercanas al caso, en la Unidad Deportiva Benito Juárez, donde el Edil del PVEM fue hallado muerto el pasado 10 de marzo, alrededor de las 15:00 horas, se encontraron varias irregularidades como que las manchas hemáticas no correspondían a la posición del cuerpo.

También se encontraron un casquillo y una ojiva junto al cuerpo, lo cual, se explicó, no es usual en una escena del crimen, por lo que se intuye que fueron colocados a propósito.

“Puede ser que movieron, manipularon cosas o sacaron cosas del coche, se está investigando, pero ponen el casquillo y ponen la ojiva”, relató una fuente consultada por Grupo REFORMA.

“Estamos esperando los reportes de ese casquillo, que tenga datos probatorios de que fue detonado ahí, lo más posible es que sí, porque corresponde a los otros dos (casquillos), mismo calibre, 10 milímetros”.

Además, en el lugar ubicado a unas 10 cuadras del edificio del Ayuntamiento y donde el Ejército desplegó un operativo desde el 9 de febrero no se encontraron cámaras de videovigilancia.

En el caso de René Cervantes Gaytán, el asesor del Alcalde Valencia hallado asesinado un día después, se reportó que en el lugar se encontró un casquillo que no correspondía al calibre del arma con la que fue asesinado.

Cervantes murió al recibir un balazo del lado derecho del cráneo, y a unos 50 centímetros de distancia fue hallada otra ojiva sin rastros de sangre, por lo que se deduce que el funcionario fue amedrentado.

Desde el viernes pasado, en Aguililla, municipio de la región de Tierra Caliente, investigan estos crímenes personal de la Fiscalía General del Estado (FGE) y elementos de la Guardia Nacional y del Centro Nacional de Inteligencia.

Valencia, con apenas seis meses en la Presidencia Municipal, fue asesinado el 10 de marzo tras su participación en las mesas de diálogo por la paz de la localidad, afectada por narcobloqueos, asesinatos, extorsiones y siembra de explosivos.

Al día siguiente, el asesor Cervantes fue encontrado sin vida, horas después de ser reportado como plagiado.

Ambos funcionarios fueron despedidos con al menos dos misas de cuerpo presente, el viernes y sábado pasados en la cabecera municipal.

A %d blogueros les gusta esto: