26 febrero, 2021

Chantajean: contratos por votos

A cambio de no boicotear aprobación de la reforma energética de Peña Nieto, legisladores panistas exigieron contratos a Pemex. Foto: REFORMA

Abel Barajas // reforma.com

Además de dinero, los panistas pedían contratos de Pemex para algunas empresas, según el testimonio rendido ante la FGR por Froylán Gracia Galicia.

Según la declaración ministerial de Gracia, Coordinador Ejecutivo de la Dirección de Pemex bajo el mando de Emilio Lozoya, los panistas Francisco Javier Cabeza de Vaca, Roberto Gil, Ricardo Anaya y Felipe de Jesús Cantú abogaron en distintos momentos por adjudicaciones de contratos para empresarios conocidos.

“Ellos negociaban con Luis Videgaray la reforma energética y me hicieron saber en diversas ocasiones, charoleando o intimidándome con que le dirían a Videgaray que no los estábamos ayudando con los contratos para las empresas que controlaban o aquellas que les darían algo a cambio de ser beneficiadas”, declaró el pasado 9 de septiembre Gracia a la FGR.

Conforme su dicho, García Cabeza de Vaca en un encuentro en las oficinas de Pemex le solicitó la adjudicación de un contrato para una empresa conocida “indicándome que no me equivocara ya que ésta contratación era indispensable para las negociaciones que se llevaban en la reforma energética”.

“Recíbelos, escúchalos, atiéndelos y dales largas”, eran las instrucciones que Lozoya le dio a Gracia, según reseñó en su declaración ministerial rendida ante la Fiscalía General de la República (FGR) el pasado 9 de septiembre.

En la solicitud de orden de aprehensión contra el ex Secretario de Hacienda Luis Videgaray formulada por la FGR a un juez, viene una amplia declaración del brazo derecho de Lozoya donde habla de las gestiones de panistas, aunque no precisa fechas o circunstancias específicas de las empresas.

“En algunas ocasiones llegaban constructoras o empresas sin experiencia que pretendían se les contrataran equipos sofisticados de perforación, así como barcos tipo FPSO, que es una unidad flotante de producción, almacenamiento y descarga, equipos sumamente caros y sofisticados, que era de voz pública que Pemex los requería y los pretendía contratar”, refirió Gracia.

Según su versión, los legisladores panistas llevaban a la dirección de Pemex propuestas de empresas sin capacidad técnica ni económica. Y acusa que los legisladores albiazules que antes laboraron para el Gobierno de Felipe Calderón “hicieron contratos para empresas sin experiencia y de gente posiblemente vinculada a la delincuencia organizada, como se decía en las propias oficinas de Pemex, de un personaje conocido como ‘Pancho’ Colorado”.

Por las oficinas de Pemex, conforme la versión que rindió Gracia a la FGR, pasaron personajes como Francisco Javier García Cabeza de Vaca, hoy Gobernador de Tamaulipas y entonces senador por ese Estado; el también senador Roberto Gil; el entonces diputado plurinominal Ricardo Anaya y el ex legislador regio Felipe de Jesús Cantú.

Sobre estos dos últimos, Gracia Galicia los pone como “ejemplos de presiones por grupos de legisladores o políticos”.

Anaya, afirmó el declarante sin precisar la circunstancia, le exigió a Lozoya que le diera contratos a Felipe de Jesús Cantú Rodríguez, ex diputado del PAN. Aseguró que con Cantú tuvo diversos encuentros en las oficinas de Pemex. “Me llevaba una lista de empresas refiriéndome que era necesaria su contratación expedita para que Ricardo Anaya no boicoteara la reforma energética”.

También, aunque no era panista, afirma que recibió a funcionarios de la empresa Trese, y que él sabía que era recomendada por el ex Presidente Carlos Salinas.

“Buscaban ser compensados por servicios no prestados en un contrato que además habían incumplido por lo que era inviable considerar esas pretensiones”.

Otra referencia es cuando recibió a Cabeza de Vaca, quien acudió la cita con Luis Lauro Moreno Ricard, director de Grupo Merco y contratista de Pemex, según identificó.

“Solicitaban la contratación a través de adjudicación directa de equipos de perforación terrestre no obstante que la empresa Merco tenía varios contratos vencidos por incumplimiento de entrega para equipos de perforación para la zona de Chicontepec, Veracruz”.

Al término de la reunión, expuso Gracia, el senador tamaulipeco lo jaló del brazo y le dijo que no se equivocara. “Esa contratación es indispensable para las negociaciones que se llevaban en la reforma energética”, amagó.

Roberto Gil acudió para interceder por la empresa Tradeco. Gracia refirió que el Gobierno de Peña canceló varios contratos en Campeche y Tabasco y Gil pretendía que se le otorgaran a la empresa nuevas adjudicaciones.

Durante la gestión de Lozoya en Pemex se rescindieron y se dieron terminaciones anticipadas de contratos con Tradeco. Al final del sexenio de Peña no se cubrió la gran mayoría de los costos financieros derivados de estos incumplimientos contractuales.

A decir de Gracia Galicia, Cabeza de Vaca y Gil Zuarth acusaron ante Lozoya que los directivos de Pemex no querían colaborar en el otorgamiento de contratos.

A %d blogueros les gusta esto: